Los tomates son una parte integrante de nuestras vidas dieta diaria. Son parte de nuestras ensaladas, sopas verduras, curry y mucho más. Pero ¿sabía usted que este tomate mirando aparentemente inofensivo en realidad puede tener efectos secundarios graves si se consume en exceso? Si esto es cierto … Leer en el artículo para saber más acerca de los efectos secundarios graves de consumo de tomates en exceso.

1. Enfermedades del Aparato Digestivo

Desde los tomates son de naturaleza ácida exceso de consumo de los resultados de los tomates en aumento de los niveles de ácido en el sistema digestivo de la acidez que también se conoce como reflujo ácido que puede incluso afectar el esófago y desencadenar una enfermedad más grave llamada acidez estomacal.

2. Afecta Poder Inmune

El exceso de consumo de tomates resultados en cantidad en exceso del licopeno fitoquímico que está presente en los tomates. Este licopeno cuando está presente en exceso reduce la inmunidad del cuerpo y reduce la eficiencia del cuerpo para luchar contra las enfermedades bacterianas y fúngicas.

3. efecto adverso en la glándula prostática

se encuentra el exceso de cantidad de licopeno a afectar negativamente a la glándula de la próstata en los varones que produce dolor, dificultad para orinar e incluso el cáncer en casos extremos.

4. efecto adverso sobre la Cutis

El exceso de consumo de tomates se compruebe que afectan a la tez y hace que se vea más oscuro.

Verifica también:  16 grandes ventajas de la pimienta larga

5. puede resultar en piedras de riñón

Tomates y sus semillas contienen calcio y oxalato que no se tiran fácilmente hacia fuera del cuerpo. Por lo tanto, cuando se consumen los tomates en exceso da lugar a la deposición de calcio y oxalato, que finalmente resulta en cálculos renales.

6. Causas Síndrome del Intestino Irritable

El consumo de tomates en exceso da lugar a grandes cantidades de licopeno que puede resultar en el síndrome del intestino irritable que produce dolor abdominal y malestar

7. adversamente afecta el intestino grueso

El consumo de grandes cantidades de tomates resultados en cantidades en exceso de sus semillas que tendrán un efecto adverso en el intestino grueso. Las semillas se pueden colgar en los divertículos que resulta en peor forma de diverticulitis.

8. Infecciones de la Piel

Los tomates pueden afectar negativamente a la piel y causar dermatitis, erupciones cutáneas, irritación de la piel, eczema y ampollas.

9. puede dar lugar a dolores en el cuerpo

El exceso de consumo de tomates también se encuentra para dar lugar a dolores en los músculos, los huesos y la cabeza. En ciertos casos el exceso de consumo de tomates puede causar migraña.

10. afectar negativamente a la nariz

El exceso de consumo de tomates puede provocar alergia a los alimentos lo que afecta negativamente a las vías respiratorias y causar estornudos excesiva.

11. inciden negativamente en la boca

El exceso de consumo de tomates puede provocar alergia a los alimentos lo que afecta negativamente a la boca. O bien puede hacer que la boca muy seca o también puede provocar un exceso de secreción de saliva que provoca malestar.

12. causa la diarrea

La cantidad en exceso los tomates de la sobredosis de vitaminas con las causas de lo que puede provocar náuseas, vómitos y mareos y puede conducir a la diarrea.

13. lesionen los ojos y los labios

El exceso de consumo de tomates puede dar lugar a efectos adversos en los ojos y los labios. Puede causar irritación en los ojos y puede afectar a la visión y que resulta en inflamación de los labios.

Verifica también:  10 Mejores pescados saludables para comer

14. afectar negativamente al sistema cardiovascular

El exceso de consumo de tomates puede afectar al corazón, así y puede provocar un aumento de las palpitaciones y nerviosismo.

15. Incapacidad para concentrarse

El exceso de consumo de tomates puede afectar la concentración y la persona puede sufrir de falta de concentración.

Los tomates son buenos para la salud y deben ser una parte de su dieta. Pero sólo tener cuidado de no comer en exceso con el fin de prevenir la alergia a los alimentos y sus efectos secundarios.